1.24.2016

La extraña estrategia de BH: vender bicis con nombres idénticos de modelo para confundir


No me gusta la política que desde hace unos cuantos años ya llevan haciendo en BH, no se si a propósito o sin querer, porque lleva al cliente a confusión. Al consultar su último catálogo de la gama 2016 veo que aún continúan con ella, y me llama la atención que en ningún foro de los muchos que existen de ciclismo la mencionan. Por desgracia, a muchos de los responsables de este tipo de foros el hecho de ser una marca española les es suficiente excusa para ignorar todos esos despropósitos que hacen en BH, los cuales, si fuera otra marca extranjera, difícilmente pasarían por alto.

La cuestión es que BH, al contrario que fabricantes como Orbea, Giant o Conor, tiene dos maneras de identificar sus modelos: por nombre de modelo, y por código interno. Por ejemplo, las BH Renegade o las Beartrack son una familia de bicicletas muy diferentes entre sí (aunque para el común de los mortales que no lo sepa lleven todas el mismo nombre). Nos podemos encontrar una Renegade o una Beartrack con cuadro de aluminio serie 7000, otra con cuadro de aluminio hidroformado, y otra con cuadro de aluminio serie 6000. En componentes ocurre lo mismo: una puede llevar componentes de gran calidad, y otra llevar un grupo completo de la marca más cutre de los chinos. Para diferenciar a unas de otras, en lugar de ponerles distintos nombres (como hacen todos los fabricantes desde siempre, y así nadie se confunde) en BH han inventado códigos que la mayoría de las veces ni mencionan. Por ejemplo, el modelo más alto y de más calidad de la Beartrack es el TS685 en código, sin embargo, existe otra Beartrack con código TS624 que no tiene nada que ver. Y sin embargo son el mismo modelo para BH. Para liarlo más puedes encontrar la TS625, que ellos también llaman Beartrack, e incluso la TS605 que no se parece en nada en componentes ni en calidad al resto de Beartrack, pero cuya denominación sigue siendo la misma. El cliente que vaya a un establecimiento a comprar una bicicleta BH no sabe con cual sale, realmente. Puede ir a por una Cambridge y salir con la TE924, pero también puede salir con la TE934, la TE904... o cualquier otra que no tienen nada que ver entre sí. Al final no sabe cual ha comprado.




¿Esto que trae consigo? Pues un enorme peligro para el cliente, que puede caer en el error fácilmente de llevarse un modelo que no es el que piensa. Para complicar más el asunto, BH suele vender sus modelos en tiendas especializadas y a través de su web, pero ahí solo coloca las variantes más elitistas y las mejores. Por detrás fabrican en productores chinos un sinfín de modelos a los que también les llaman Cambridge, Beartrack o London que no tienen nada que ver con sus códigos internos TE654, TE624 y demás, y que son bicicletas que venden "a granel" en centros comerciales y en grandes superficies y almacenes, como Forum Sport. En una de esas tiendas puedes ver un modelo Cambridge, que puedes adquirir en una tienda "seria" por más de 400 €, a poco más de 200 €. Por supuesto mucha gente "pica" creyendo que es el mismo modelo y que se llevan una ganga, y para nada es así, realmente se llevan una bicicleta desastrosa, con equipamiento insufrible y que encima puede llegar a ser peligrosa.

Estos modelos, aunque lleven el logotipo de BH, no tienen nada que ver con los que vemos en sus catálogos, y solo se diferencian por su código interno. Cuando el cliente ve en una tienda especializada una Beartrack a 500 euros, y otra por la mitad de precio en un centro comercial, obviamente termina decantándose por la bici del centro comercial creyendo que ambas son modelos idénticos (además, las pintan y las decoran con los mismos colores y serigrafías). Pero nada más lejos, sus códigos internos son totalmente diferentes y la una no tiene nada que ver con la otra, por lo que el cliente acaba pagando más de la cuenta por un producto de una penosa calidad, y la diferencia en beneficios se lo lleva BH. Así, mantienen su imagen de bicis de calidad, y a la vez consiguen pingües beneficios con bicicletas que tienen un cuadro y componentes pésimos.

Mi consejo es, por lo tanto, que quien piense adquirir una BH no se fíe jamás del nombre de modelo, ya que solo es un engaño, una trampa para hacer caer a incautos. Tenemos que fijarnos siempre en el código interno que usan en BH, que es donde radican todas las diferencias. Hay que tener en cuenta que BH produce buenas y elitistas bicis, pero también produce bicis remarcadas de pésima calidad recurriendo a fabricantes chinos, las cuales, idénticas, podemos encontrar en marcas como DTB o en B-Pro, así que estaríamos pagando más de lo que vale realmente esa bici si la comprásemos de marca blanca.

Si tu bici BH, por tanto, baja de los 300 €, intenta buscar un modelo de un fabricante como los que acabo de mencionar, porque es muy seguro que obtengas la misma bici, con el mismo cuadro, componentes y acabados, a un precio notablemente menor. Adquirir una bicicleta BH solo trae a cuenta cuando queremos gastar más de 400 o 500 euros en una bici, por debajo de esa cifra estaremos pagando de más en un producto con un precio infladísimo solo por llevar una pegatina "BH" o "Emotion" en el cuadro. No merece la pena.